Algunos libros reseñados por El poeta en actos

Ekatombe Literaria

1-      “Exorcismo final” (Bokeh Leiden, 2014)/ Yovana Martínez

b1

“Lo he leído hasta el final y declaro: si realmente existe una fenomenología sobre el sexo en la que la autora se ha apoyado para exponer, es porque su ritmo en el tiempo también acarrea la destrucción. Con el sexo nacemos, del sexo morimos. No sé por qué, pero las mujeres son las primeras en darse cuenta de esta inefable implosión. Y este libro sella con ejemplar alcance un determinado lenguaje íntimo, correspondiente a la biografía como género literario. Yovana subraya mediante la narrativa erótica cómo se puede llegar a ser, por medio de lo más odiado, lo más censurado y moralmente más debatido por siglos, un ser para la resurrección. La autora enaltece la experiencia sexual como un medio para la transformación humana.”

 

2-      “Hígado al ensayo” (Dada Editores, 2010)/ Alfredo Triff

b2

“Escritura sagaz en forma de guerrilla que ataca con sentido irónico. En la pista de aterrizaje, en la caída donde acontece el contacto ineludible con la porquería gramatical del discurso cubano, nos encontramos frente a frente con el mito descarnado, la herencia intelectual de la ontología martiana (la fundación hegemónica del discurso blanco), el positivismo de Varona (el ciego que critica al ciego) y el funcionalismo patriótico marxista. Una teoría crítica (la causa de la dialéctica del forro), cuando más la del orteguismo circunstancial de la filosofía cubana, creando estándares permanentes donde los muertos entierran a los vivos.  Así, “Con el mazo dando” nos recuerda al martillo de Nietzsche. Intempestivos son estos ensayos.”

 

3-      “Los artificios del fuego” (Neo Club Ediciones, Miami 2014)/Manuel Gayol

b3

“Lo que tengo que decir sobre este  libro, Los artificios del fuego, sonará quizás exagerado ante el pensar miope. Por la melodía de cómo están narrados los relatos, dos veces fui  impulsado a leerlos, quizás por un sádico proceder de convocatoria: este es un libro que, en sentido general, nos emplaza a precisar ontológicamente una observación diferente sobre la problemática sociopolítica en Cuba. Nos pilla, nos pone entredicho y nos acusa con una profunda sutileza y humildad. Para nuestra incomprensión, no deja vivos a los ídolos en el crepúsculo. Como todo un maestro de la narración, Gayol pulveriza las artimañas de la dictadura castrista, de esa cotidianidad que solo Marja, protagonista del libro, puede metaforizar en plena libertad.”

 

4-      “Esperando en Zapote Calle: El amor y la pérdida de Cuba de Castro”. (Zapote Street Books, LLC, 2015)/ Betty Viamontes

b4

Escrita en un lenguaje llano y diáfano, una novela inspiradora. Contiene un mensaje simbólico, al cual muchos de acá, en el exilio, deberíamos acudir. ¿Cómo trascender la inadaptación? ¿Cómo superar la idea de ser extranjero en tierra de exilio? Si uno está consciente, alerta, que haber salido de Cuba es dejar en el pasado la pesadilla del castrismo, entonces no hay más nada (o pocas cosas) que recordar y narrar. La conciencia sobre determinado sueño nos libera de la pesadilla. Esta novela narra la conciencia sobre el sueño de Rio y Laura envueltos en la trágica idea de salir de Cuba.

 

5-      “Geometrías del cuerpo” (Varonas de Cartón / Verbo Desnudo, 2014)/ Francisco Alemán de las Casas

b5

“Hacía tiempo no me topaba con un poemario que se prestara a tan múltiples interpretaciones. Claro está, siempre que la muerte figurada del poeta no acontezca o, como lo dice Cremades, cuando el poeta no finja hacerse el muerto. Hay toda una historia que no puedo narrar aquí, pero que nunca ha sido contada. La poética tiene una vida junto a sus poetas. La poética constituye una esfera donde viven inmersos los poetas. En ese lugar se autoconfiguran, observando y escribiendo. Buscan configurar un espacio. Geometrías del cuerpo lo ha logrado.”

 

6-      “Hispánico” (AM Producciones, 2001)/Adrian Morales

“Este libro, en sí mismo, es una obra de arte. Hispánico se divide en dos partes. La abundante referencia pictórica, que abarca cerca del 80% del volumen, y un espacio dedicado a la escritura, a la explicación. Como debe ser en las representaciones zen, el espacio es más visual que escritural. Aquí aparece una entrevista al autor de María Lluisa Borras; una introducción —Razón (tráns)fuga-– a las imágenes pictóricas del autor por parte del crítico Antonio Puente y, finalmente, un ensayo introductorio del propio Adrián a su obra plástica: Entre la simulación y el éxtasis. Voy a referirme a este ensayo de Adrián Morales en lo adelante.”

 

7-      “Los hombres sabios” (Neo Club Ediciones)/Rafael Piñeiro

b7

“He aquí el cambio y la propuesta “metanoética” del poeta Rafael Piñeiro: “Los hombres sabios” quiere mostrar otra cara, otra sugerencia, otro gran alcance imperativo ético que no tenga que ver con la transferencia clásica de la poesía. La ofrenda será para sí mismo; y si de perfección se trata, es más bien dionisiaca, interna, reveladora de esferas, sitios por donde brilla el llamado ético del cuidado de sí. Más que la verborrea explícita de la poesía que dramatiza una sociología, una psicología y hasta un existencialismo, este poemario da el giro hacia la autoafirmación, convirtiéndose, a mi modo de ver, en una fortaleza inmunológica frente a los avatares perniciosos del dominio de las ideologías, las religiones y los discursos mesiánicos y totalitarios. Un sabio que ahora pretende caminar por la cuerda peligrosa del abismo individual y familiar.”

 

8-      “Contra gentiles” (2da edición, 2015)/Manuel Sosa

b8

“Para los que ya consideran que la crítica no juega un factor de impulso literario, “Contra gentiles” constituye un cuerpo de escritura que trabaja sobre la sospecha. No esperen una unidad temática en el libro, pero si una crítica al texto y para el texto. El despliegue temático es diversificado y va de una simple apertura gramatical a una conjetura ensayística sin cortapisa. Y lo más natural: el autor prescribe la razón cínica, el sarcasmo de la escritura al verse inmerso en la angustia de querer ser una potencia expresiva. Más que largos libros escritos, el ensayo (las notas) parece reducirse a una expresión de Ser. Sin duda, este libro corresponde a una etapa post literaria de la tradición narrativa de la cubanidad, cuya expresión y mensaje llegan al oído del ser”.”

 

 

9-      “Yo Augusto” (Neo Club Ediciones, 2015)/Augusto Lemus

“Un libro meritorio, biográfico y, también dentro de la corriente vitalista de la ascesis poética. Lemus es el irónico perfecto; disimula bien que todos los poetas son máquinas de autoconformaciones poéticas en  tiempos limitados. Todos los poetas son “yoes” en la acción desinteresada de la epojé. “Augusto” constituye la metáfora de las regulaciones abstracta del poeta dentro de la paracentesis de las meditaciones biográficas. No en el sentido de progreso, lineal y hacia adelante, sino conformando nuevas montañas, nuevas escaladas narrativas en busca de la cumbre hacia lo desconocido.”

 

10-   “Serafina Núñez: la verdad amaneciendo” (Unos y Otros Editorial, 2015) / Osman Avilés

b9

“No hay duda que el impulso de la poesía genera resistencia, rendimiento y velocidad en los ojos. Vas rápido entres las palabras pero al mismo tiempo oteando en las infinidades de la poética: de pronto siente la necesidad de parar. “Serafina Núñez, la verdad amaneciendo” es como dar un “alto” oportuno e imprescindible. Nos obliga detener la lectura en el momento crucial en que la existencia poética se expresa. ¿Por qué Serafina dejó de anhelar la publicación de los textos poéticos? ¿Cuál fue la razón de la motivación del silencio editorial por cuatro décadas? A mi modo de ver, la protuberancia de ese “silencio” y de esa “pausa prolongada”, hace que hoy contemos con este magnífico libro. Lo que voy a decir a continuación está oculto en esta inmensa biografía y condesado en claves esotéricas en la composición del soneto “A un ruiseñor amaneciendo”. Opino que para Serafina no había sentido continuar publicando: la poesía tenía que ser vivida, como el pájaro vive en el vuelo y el sonido la muerte del pasado. De ahí el trascendentalismo poético de Serafina Núñez. En un sentido oracular, Osmar Avilés, el autor de esta biografía, no ha rescatado a Serafina, sino, a través de ella, a la “inmensidad de la poesía”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*