¿Transición de la democracia en Cuba?

En Cuba no se puede hablar de democracia al menos después de cinco años de dictadura de derecha cuando  suplanten al régimen comunista, señala el Dr. Callejas.  Qué fuerzas políticas conjuntas actuarían en este proceso, no lo saben. Pero el principal problema de la sociedad cubana parece radical en la crisis, por más de 50 años, de brazos cruzados: la perdida de la conciencia del trabajo y la productividad. Nadie produce con criterio educacional para el mercado libre,  sino sabiendo que el sobrante de la producción autárquica se destina una mínima parte al mercado municipal. No podría transitar en estas condiciones un régimen de economía autosuficiente- feudal al mercado libre interno y a gran escala.

Para resolver este problema crucial habría que establecer de ante mano un sistema de orden y disciplinamiento, en base a estrictas leyes que aseguren el mercado laboral. El mercado por su cuenta no estaría  en condiciones de regular por si mismo  al mercado libre de fuerza laboral óptima. Esto le incumbe, en esa transición,  a  la jurisprudencia del Estado. El Estado tendría por cierto un rol fundamental en la direccionalidad de la cultura capitalista en Cuba. Establecido el mercado, la democracia por añadidura…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*