Con todos, y para bien de todos

Por: Dr. Callejas

La frase ha conmovido los cimientos éticos y morales de la historia de la nación cubana desde hace 127 años. “Con todos, y para bien de todos” ha producido de todo. Inspira la idea del revolucionario, del anti-imperialista, del anti-plattista, del nacionalista, del movimiento común, de la nación y conciencia colectiva, del socialismo, del castrismo y del anti-castrismo por solo mencionar las evidencias políticas más usuales. Sin duda, José Martí se refería con la frase a una metanoia radical, con la cual invertía el postulado pietista individualista de la producción humana en la producción en masas.

Solo que la frase ha sido distorsionada del contexto en que fue dicha y escrita. Se trabada, en su origen, de la democratización en masas de la espiritualidad del pueblo cubano. El acceso al pueblo a una ascética espiritual sobre la base de un reglamento cultural.   Pero los revolucionarios permanentes interpretaron la frase como una metanoia ideológica. Una transformación de la psiquis basada en la propaganda y en la idea que simplifica al mundo en explotado y explotador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*