Manifiesto Convención, guía y base

Por: ICCCD

El Manifiesto Convención: la cubanidad como imagen del mundo constituye un ensayo de 90 páginas publicado por Ediciones Exodus en colaboración con  el  ICCCD.  El Manifiesto ... funge como plataforma programática, teórica y conceptual del Proyecto de Investigación La Cuba Profunda del exilio y la diáspora. Los autores del Manifiesto…  están completamente convencidos de que no se trata de imponer una “camisa de fuerza” y de cerrar las puertas a otras perspectivas y tendencias del saber científico social e intelectual.

En ese sentido, el Manifiesto… solo proyecta la veracidad de un objeto de trabajo, una guía cartográfica para enrumbar la investigación y asienta, como es natural, una determinada pauta narrativa para instrumentar nuevas hipótesis, ideas, acerca de una teoría de la cubanidad. Como toda empresa individual y colectiva, cada una de estas poseen puntos de vistas diversos, maneras sui generis de enfocar los fenómenos de la cultura. De modo que, el interés del Proyecto va dirigido a no contar y probar hechos, sino crear a través de ellos una teoría que los explique.

En el caso que nos ocupa, hemos tenido en cuenta el grado de complejidad del tema, las característica y peculiaridades de una cultura en proceso de formación y de adaptación fuera de la isla. Nuestros conceptos para un Manifiesto de la cubanidad parten de la realidad empírica metaforizada a través de una percepción evocadora, poética, sin que se convierta en dictadura del conocimiento. Le rogamos a todos los que decidan leer el Manifiesto… que no se dejen llevar por la ilusión de la narrativa especular y, al mismo tiempo, rapsódica. El arte de combinar la epojé con la construcción de metáforas nos coloca en una posición (entre las muchas posibles) de privilegio para captar las generalidades de un fenómeno de urdimbre complejidad.

Siguiendo estas perspectivas heurísticas, la poética del espacio cubano se presenta como un sistema cultural de inmunidad y la cubanidad comienza a tomar sentido a partir de una morfología geométrica del espacio ocupado.

 Con una narrativa que proyecta a la Cubanidad como imagen del mundo, así comienza la introducción del Manifiesto…  

“La cubanidad es un proceso del ser cubano que habría que entenderlo a través de la imagen de mundo. A diferencia del sistema poético del mundo de Lezama Lima, cuyo contenido y sentido se vincula al sueño de mundo metafísico y teleolo-cosmológico, la cubanidad como expresión de mundo es tan uránica como mortal. En el sentido saturnino, “lo real”, la isla y la topografía, adquieren por antonomasia relevancia terrestre y cartográfica. La cubanidad pudo estar adscrita como es natural para la modernidad en desarrollo al pensamiento de la historia universal, pero los primeros atisbos de una racionalidad se revelan por la imagen que se tiene de la isla”.

 “Los mapas, las agrimensuras, los dibujos de los espacios conquistados por la expansión de la agricultura, los croquis que dibujan las vías de comunicaciones telemática y escriturales para la formación del mercado local, regional y nacional, serán los factores para que la Cubanidad se represente en la cercanía, en un lugar para la ubicación de los habitantes y no en la lejanía. La cubanidad es la calidad de un proceso abriéndose paso en un lugar cercano transfiriendo la cultura a un conteiner de inmunidad. La cubanidad es, desde el punto de vista antropo-filosófico, la construcción de espacios conquistados, habitados; la convención por lo cubano usando el trasbordador tiempo”.

 Para seguir leyendo el Manifiesto… comprar en Amazon

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*